Recupera el color natural de tus uñas: Exfoliante casero

En ocasiones las uñas amarillean dando un aspecto poco saludable a nuestras manos. La receta que os propongo es muy fácil de hacer, con ingredientes que seguro que tenéis en vuestra despensa, los resultados te sorprenderán, verás tus manos muy suaves y tus uñas con su color y brillo natural.


Tan solo necesitas estos tres ingredientes: Bicarbonato sódico, limón y aceite de oliva.

Las proporciones son muy sencillas: Una cucharada colmada de bicarbonato, un chorrito del zumo de medio limón y una cucharadita de aceite de oliva, lo mezclas todo y obtienes una pasta fluida y homogénea, no te asustes cuando haga reacción el bicarbonato y el limón, es normal.

El uso que le tienes que dar a esa pasta que has elaborado es como si fuera una exfoliante de manos. Te frotas las manos con suavidad e insistes más en cada una de las uñas, luego puedes frotarlas además con un cepillito de cerdas naturales que es más suave y las deja estupendas. Después ya puedes aclarar manos y uñas con abundante agua, las secas y te pones una crema hidratante ¡increible! las manos se quedan como de seda y las uñas con ese color rosita claro natural. Después de este tratamiento, a mí me gusta dejarlas respirar un par de días para luego esmaltar.

¡Un beso a todos y hasta la próxima entrada!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s